Rieti, el centro de Italia
03
Ene

Rieti, el centro de Italia

La provincia de Rieti quedó anexionada al conjunto de Italia hace menos de un siglo, en concreto en 1927. Hasta ese momento había sido la capital de Sabina, epicentro geográfico y también territorio con gran peso político, económico y religioso. Al menos así fue en la época romana y en la medieval y la prueba se encuentra en las diferentes manifestaciones artísticas y monumentales que se pueden visitar en la ciudad. Especialmente remarcable es su importancia como territorio de peregrinaje por la vida que desarrolló en la provincia San Francisco de Asís, y como centro de Italia, un monumento de forma circular lo atestigua en la Piazza San Rufo, un buen lugar para empezar la visita a la ciudad.

rieti lazio

 

En esta coqueta plaza, a la que puedes llegar atravesando las medievales Porta Conca o la Porta San Giovanni, encontrarás el monumento "Umbilicus Italiae", también conocido como la "caciotta" ,en cuyo mapa queda marcado Rieti como centro del país italiano y la iglesia de San Rufo, de estilo barroco. Desde allí, la siguiente parada es la Piazza de Vittorio Emanuele II, considerado el centro histórico de la ciudad. La plaza se encuentra presidida por la fuente de los Delfines y se encuentra rodeada de bonitos edificios en colores crema y rosados. Entre ellos destaca el Palazzo Comunale, el palacio municipal del siglo XIII, cuya fisonomía original ha sido modificada en sucesivas reconstrucciones a lo largo de los siglos. En la actualidad su fachada luce un estilo neoclásico y parte del edificio alberga el Museo Cívico, un contenedor de restos arqueológicos que abarca desde el siglo IX a.C. hasta finales del período romano y otras obras pictóricas que datan del siglo XIV hasta la actualidad.

Saliendo de esta plaza, la siguiente parada se encuentra en la vecina Piazza Cesare Battisti, una plaza diáfana y llena de encanto en la que se encuentran varios monumentos de especial interés. El primero el Palazzo de la Preffetura, de estilo renacentista que cuenta con un hermoso jardín, il giardino del Vignola, desde el que se puede admirar el paisaje montañoso de la provincia, una panorámica sobre el centro de la ciudad y el Duomo. La catedral de Rieti data del año 1100, pero a lo largo del tiempo ha sufrido sucesivas reconstrucciones. A su lado se encuentra una logia monumental y el Palacio Obispal, del siglo XIII, en el que merece la pena echar un vistazo a la sala papal. Con esta experiencia religiosa, los pasos por Rieti nos llevan a manifestaciones arquitectónicas civiles. Por un lado al Palazzo Vecchiarelli y por otro al Palazzo Vicentini, obras de Carlo Maderno y Sangallo respectivamente, de gran belleza que abrirán seguro tu apetito.

Gastronomía alla reatina 

Precisamente, en torno a la Piazza de Cesare Battisti existen numerosas opciones para hacer una pausa y comer. En sus restaurantes, pizzerías y trattorias encontrarás una propuesta gastronómica rica en tradición ganadera y en productos procedentes de los bosques que pueblan el paisaje de la provincia. De ahí que entre los ingredientes estrella de la gastronomía reatina figuren los quesos, ya sean frescos, curados y salados así como las perlas de los bosques que desprenden el aroma y el sabor de la buena cocina italiana: las trufas blancas y negras que aromatizan numerosos platos del recetario de Rieti.

En una buena tavola reatina no puede faltar un antipasti compuesto por quesos de la región, como son los suaves Fiore molle de Leonessa, un queso de la variedad ricotta que se aromatiza con azafrán  y cuya suavidad de sabor resulta de lo más versátil. Pero si tu gusto es más fuerte, puedes optar por el queso pecorino de Amatrice. Se trata de un queso de oveja (pecora en italiano significa oveja) de pasta dura que tiene un tiempo de curación de 6 meses a un año y resulta perfecto como queso de mesa y también para rallar. Con salado o dulce, el pecorino es un perfecto acompañante y de hecho se emplea en muchas de las recetas tradicionales de Rieti. Por último, si no puedes resistirte a los embutidos italianos, prueba las llamadas salchichas secas, muy similares a pequeños fuets o salchichones que acompañados con un poco de pan son una perdición. 

spaghetti amatriciana

 

Abierto el apetito, en Rieti los primeros platos y la pasta casera adquieren múltiples formas y sabores. Para empezar los de cuchara son motivo de orgullo para sus habitantes como los llamados straciattelle in brodo, una especie de sopa que mezcla sémola de trigo, huevo y queso rallado. Igualmente, como primer plato también tienes el llamado farro de Leonessa al tartufo, un plato elaborado con trigo sarraceno y trufa que seguro que conquista tu paladar.

Y para los amantes de la pasta, como en otras ciudades de la región de El Lazio, los spaghetti all’amatriciana son deliciosos y universalmente conocidos. Aunque si quieres explorar otras pastas llenas de tradición, en Rieti tienes los strengozzi alla reatina, una especie de spaghetti con guisantes, salsa de tomate y jamón o los fregnacce alla reatina una pasta larga y ancha elaborada con harina, agua y sal que suele ir acompañada de una salsa de tomate, carne y queso pecorino. Seguro que estos dos últimos entran a formar parte de tu repertorio gastronómico al igual que toda la ciudad de Rieti y su provincia. 

42.404509, 12.8567281

Rieti

En un territorio eminentemente montañoso se ubica Rieti, la antigua capital de Sabina. Sobre la falda de los montes Sabinos y Reatinos Rieti presume de ser el centro geográfico de Italia.

Población: 47.552 hab.

Superficie: 206 kmª

En nuestra carta