Benevento, un viaje a la historia
13
Feb

Benevento, un viaje a la historia

La capital de la provincia homónima, al noreste de Nápoles, aúna presente y pasado, en un entorno que invita a la calma. Olivos, hileras de vides, la confluencia de los ríos Calore Irpino y Sabato y bosques que se aglutinan en las laderas montañosas desde el valle Telesino o el monte Pugliano, pueblan un paisaje cuyos orígenes se remontan a los samnitas, los pobladores de las antiguas tribus itálicas que se disputaron varias regiones de Italia contra los romanos entre los siglos VII a.C y III y a.C. Pero en esta lucha los romanos terminaron conquistando en el año 268 a.C, bautizando el territorio como Beneventum y dejando huellas que han quedado visibles en la ciudad, al igual que el paso de los longobardos que conquistaron la zona en el siglo VI d.C.

arco trajano benevento

Prueba de este pasado remoto se aprecia en el teatro romano, que data de finales del siglo I y comienzos del siglo II, y presenta tres estilos: el jónico, el corintio y el toscano. El teatro se encuentra perfectamente conservado al Oeste de la ciudad muy próximo a la Catedral. Asimismo, el Arco de Trajano es otro de los majestuosos vestigios romanos que quedan en pie en Benevento. Sus relieves dan cuenta de las victorias del bando romano, con Trajano a la cabeza, sobre todo en los territorios de Dacia, así como otras escenas políticas, de paz y del programa de alimentación que propagaron entre los pobres y huérfanos locales. Por último, no te pierdas las bonitas vistas del Puente Leproso que data del siglo III a.C y comunicaba la Via Appia y fue construido para cruzar el río Sabato. Su actual denominación data de la Edad Media, ya que cerca de allí había un albergue para leprosos.

Las siguientes paradas que debes hacer de forma obligada son en sus edificios religiosos. En primer lugar, en la Catedral que, fundada a finales del siglo XVIII, se asienta donde estuvo la capital romana y se trata del primer templo cristiano en Benevento; y en segundo lugar, la Iglesia de Santa Sofía declarada Patrimonio Mundial de la Unesco en 2011, que fue mandada construir por el dux lombardo, Arechi II y está inspirada en la iglesia de Santa Sofía de Constantinopla. Para cerrar esta interesante e intensa visita por Benevento, no dejes de visitar el Museo Sannio, situado en el convento románico, junto a la iglesia y alberga una importante colección de restos arqueológicos de todas las civilizaciones que pasaron por esta ciudad de la provincia de Campania.

Saboreando Benevento

Tanto paseo habrá despertado el apetito y en Benevento, la tradición y el cuidado por los productos son un habitual de las mesas de sus habitantes. El aceite de oliva virgen extra, sus quesos, la pasta fresca, las castañas, la miel y verduras abundan en un recetario que, aunque denominado "comida de pobres", la calidad de su materia prima eleva los cinco sentidos. Además, esta provincia en particular, también destaca por ser tierra de vinos con Denominación de Origen que acompañarán siempre un buen plato o incluso, algún postre.

Provoletta

Así pues, si tus papilas comienzan a despertarse sigue deleitándote con los antipasti que puedes encontrar en los restaurantes de esta ciudad llena de historia. En Benevento, el queso Caciocavallo se trata de un queso semiduro de pasta hilada en forma de pera que recibe este nombre porque en su proceso de maduración la cuajada se hace “a caballo”, es decir, a horcajadas sobre un palo horizontal. Si se trata de un queso joven, su sabor es suave, delicado y ligeramente dulce, pero si se deja madurar, su sabor puede recordar al del provolone, como el que puedes probar en nuestra provoletta. A este entrante también puede acompañar muy bien la sopressatta, un embutido muy parecido al salami, que puede acompañarse de los famosos taralli, muy típicos de la provincia, una especie de picos de pan en forma de rosquitas, que serán el complemento perfecto.

Para continuar, y saliendo de las pastas tradicionales, quizá en los días más fríos resulte reconfortante probar alguna de las sopas que elaboran en Benevento, como la sopa de cardos; o bien, y como no podía faltar en una buena tavola italiana, un plato de pasta casera. En Benevento son famosos los scialatelli, una especie de fettucine cortado como linguini, una pasta ser habitual de la región de Campania, que se acompaña normalmente de una salsa de cordero asado o bien de carne de vacuno o porcina o con verduras. En las zonas de costa también es habitual encontrarla al frutti di mare y ya si los maridas con algunos de los vinos de la región como el Falanghina o el Anglinaco, la experiencia gastronómica en Benevento será digna de un emperador.

41.1297613, 14.7826208

Benevento

En la confluencia de los ríos Calore Irpino y Sabato y ubicada en el valle Telesino, Benevento, en la región de Campania, desafía el paso del tiempo mirando a su pasado multicultural y rico en tradición. 

Població: 59.789 hab.

Superfície: 129 kmª

A la nostra carta